Bienvenidos a Nuestra Pagina!
Ministerio De Danza Darak

jueves, 11 de febrero de 2010

La importancia de la Danza

La importancia de la Danza.

Cuando danzamos nos movemos siendo guiados por el Espíritu Santo. Dios inicio el ministerio de la Danza desde el principio.

Pues El Padre hablaba y el Espíritu profetizaba moviéndose sobre la faz De las aguas, sus movimientos afirmaban sus palabras.

· Génesis 1:1-2

Dios y el Espíritu Santo son uno, por eso estamos llamados a ser Uno en Él para ser sensibles y obedientes a su voluntad; Reconociendo su gloria será vista a través del Padre, y reconociendo Como siervos humildes nuestra dependencia total de Él.

Cuando los dones se ponen en práctica en la Iglesia, espiritualmente, Hay un orden, porque es el Espíritu Santo es el que guía a las Personas. Es tan importante este ministerio que Dios mando a su Espíritu que se moviera que danzara en el momento que Él Ordenaba la tierra. Nuestro propósito es adorar y luego danzar.

Uno de nuestros propósitos es adorar a Dios, pero muchos no saben Como hacerlo y piensan que tan sólo es con palabras lindas o Cantando.

La Palabra nos enseña diversas formas de hacerlo, el Salmo 149 es una exhortación al pueblo de Israel para que alabe a Jehová, “Cantad a Jehová cántico nuevo; su alabanza sea en la Congregación de los santos. Alégrese Israel en su Hacedor; los Hijos de Sión se gocen en su Rey.

Alaben su nombre con danza; Con pandero y arpa a él canten. Porque Jehová tiene Contentamiento en su pueblo; hermoseará a los humildes con la Salvación. Regocíjense los santos por su gloria, y canten aun sobre Sus camas. Exalten a Dios con sus gargantas, Y espadas de dos Filos en sus manos”

· Salmo 149:1-6

Al comienzo del Salmo dice “Cantad a Jehová cántico nuevo”, Esto nos habla de ser espontáneos para expresar esa alabanza, y Dejarse llevar a su presencia. El versículo 3 nos expresa la danza Como una forma de alabanza acompañada del pandero y arpa.

Así Que la danza, las voces, los instrumentos, son parte de la alabanza Y adoración al Señor asimismo, el Salmo 150 termina el libro de La alabanza dándonos la manera de alabarle.

Alabad a Dios en su santuario; alabadle en la magnificencia de su Firmamento.

Alabadle por sus proezas; alabadle conforme a la Muchedumbre de su grandeza. Alabadle a son de bocina; alabadle Con salterio y arpa. Alabadle con pandero y danza; alabadle con Cuerdas y flautas. Alabadle con címbalos resonantes; alabadle con Címbalos de júbilo. Todo lo que respira alabe a JAH. Aleluya.

Danzando.

Siendo que el danzar es una forma de adoración altamente demostrativa y emocional, ha sido confrontada con gran oposición y críticas, sobre todo, de parte de las personas religiosas conservadoras. Debido a esta controversia, he conferido más espacio a la consideración de este tema.

Danzar implica (envuelve) el uso de todo el cuerpo para expresar alegría, alabanza y adoración delante del Señor. El término en hebreo y en griego traducido como “danzar” en las Escrituras, tiene una variedad de significados, incluyendo “saltar, brincar, levantar los pies”, etc.

Estas traducciones indican algo de la naturaleza espontánea y sin estructura del danzar. Este tipo de danzar no es usualmente efectuado en conformidad con movimientos prescritos y programados, sino que es una reacción simple y espontánea de gozo delante del Señor.

Un incidente tal como el registrado en Hechos 3:8, en el cual un hombre que había sido inválido antes, salió “...andando, y saltando, y alabando a Dios”, ahora puede verse en una luz diferente.

Esto es particularmente así cuando recordamos el papel integral que la danza siempre ha jugado en la adoración de los hijos de Israel.

“Alaben su nombre con danza…” (Sal 149:3).

“Alabadle con pandero y danza…” (Sal 150:4).

a. Ejemplos De Danzas En La Biblia.

1) Para Celebrar La Salvación Y Liberación. “Y María, la profetisa, la hermana de Aarón, tomó un pandero en su mano, y todas las mujeres salieron en pos de ella con panderos y danzas” (Ex 15:20).

“Entonces volvió Jefté a Mizpa, a su casa; y he aquí su hija que salía a recibirle con panderos y danzas…” (Jue 11:34). Él regresaba de una gran victoria.

2) Para Regocijarse A Causa De La Restauración. Cuando el Arca del Pacto fue “restituida” a Jerusalén: “David danzó delante de Jehová Dios con todas sus fuerzas…” (2 S 6:14).

“Mical… vio al rey David brincando y danzando delante del Señor…” (2 S 6:16).

“Mical… vio al rey David danzando y tocando…” (1 Cr 15:29).

Jeremías profetizó con respecto a la gloriosa restauración venidera... “Entonces la virgen se gozará en la danza, los jóvenes y viejos juntamente. Porque yo tornaré su lamento en alegría, y los consolaré y les haré gozarse y abandonar su tristeza” (Jer 31:13).

Según Lamentaciones 5:15, sus danzas se habían tornado en lamentación cuando fueron llevados a la cautividad. En Jeremías 31:13, vemos que la danza fue restaurada cuando el pueblo fue liberado de la cautividad.

En Joel 1:12, vemos que la sequedad y la pena sobrevienen al pueblo de Dios cuando “...el gozo es retirado de los hijos de los hombres”.

El gozo y la risa que acompaña el retorno de la cautividad es un testimonio para los gentiles respecto a que “Grandes cosas ha hecho Jehová con nosotros; estaremos alegres” (Sal 126:3).

3) La Danza En El Nuevo Testamento. Aquellas personas que se oponen a la danza en la Iglesia hoy día, han argumentado que todo esto era un fenómeno puramente del Antiguo Testamento, y que no tiene lugar en la Iglesia del Nuevo Testamento.

Sin embargo, cuando leemos el Nuevo Testamento también encontramos esta expresión.

Cuando el cojo fue sanado respondió con gran entusiasmo: “Y saltando, se puso en pie y anduvo; y entró con ellos en el templo, andando y saltando, y alabando a Dios” (Hch 3:8).

Cuando Pablo vio un hombre cojo en Listra, él “…dijo a gran voz: Levántate derecho sobre tus pies. Y el saltó y anduvo” (Hch 14:10). El salto que dio obviamente era una reacción gozosa ante su milagro de sanidad.

Una de las palabras griegas para alegría o gozo que aparece frecuentemente en el Nuevo Testamento es “agalliao”, que significa literalmente “saltar de gozo”.

No se trata de un tipo de gozo intenso e interno; por el contrario, es una expresión dinámica y emotiva de alegría inmensa, la cual, hace que uno “salte de gozo” literalmente.

Las siguientes son unas cuantas citas bíblicas donde aparece tal expresión en el Nuevo Testamento:

Jesús dijo: “Gozaos en aquel día, y alegraos [agalliao], porque he aquí vuestro galardón es grande en los cielos…” (Lc 6:23).

María dijo: “Mi alma engrandece al Señor y mi espíritu se regocija [agalliao] en Dios, mi salvador” (Lc 1:46, 47).

El carcelero “…se regocijó [agalliao] creyendo en Dios con toda su casa” (Hch 16:34).

“Sino gozaos por cuanto sois participantes de los padecimientos de Cristo, para que también en la revelación de su gloria os gocéis [agalliao] con gran alegría” (1 P 4:13).

Casi al final del Nuevo Testamento encontramos una exhortación que nos dice: “Gocémonos y alegrémonos [agalliao: saltar de gozo] y démosle gloria [a Cristo]; porque han llegado las bodas del Cordero, y su esposa se ha preparado” (Ap 19:7).

Cuando el hijo pródigo le fue restaurado a su padre, hubo “música y danza” (Lc: 15:25).

Cuando la restauración de todas las cosas tome lugar en conformidad con lo que predijeron los profetas (Hechos 3:21-24), de seguro que habrá una gran celebración en danzas de júbilo y regocijo jamás experimentada anteriormente (Jer 31:13).

b. Algunos Aspectos De La Danza En Las Escrituras:

1) Es Espontánea Y Sin Sofisticación En Su Estilo.

No tiene un modo altamente estructurado, práctico y preciso.

Se expresa saltando, brincando y dando vueltas. A veces iba acompañada de música instrumental (1 Cr 15:29; Sal 149:3). También era acompañada a veces por cantos (Ex 15:20, 21).

2) Puede Ser Practicada Por Un Individuo O Por Un Grupo.

David danzó delante de Jehová Dios. María y TODAS las mujeres del pueblo danzaron.

3) No Significa Danzar Con Un Miembro Del Sexo Opuesto.

María y todas las mujeres danzaron (Ex 15:20). Jóvenes y ancianos danzaron juntos (Jer 31:13).

4) No Hay Una Edad Límite.

Jóvenes y ancianos pueden danzar juntos.

5) El Cantar Y Danzar A Menudo Se Ejecutaban Juntos.

“¿No es este David, de quien cantaban en las danzas diciendo: Saúl mató a sus miles, pero David sus decenas de miles?” (1 S 29:5).

6) Hay Un Tiempo Apropiado Para Danzar.

“Hay tiempo para lamentarse… y tiempo para danzar” (Ec 3:4).

7) Dios Ha Profetizado La Restauración De La Danza.

“…y saldrás en alegres danzas” (Jer 31:4).

“Entonces la virgen se alegrará en la danza…” (Jer 31:13).

c. ¡¡ADVERTENCIA!! La danza o baile de naturaleza carnal también está asociada con la reincidencia (descarrío), la idolatría, inmoralidad y mundanalidad. (Por ejemplo: lea Éxodo 32:19 cuando el pueblo danzaba alrededor del becerro de oro) Satanás tiene siempre algo para falsificar o imitar cada cosa divina. Aquello que se emplea para falsificar sólo demuestra la realidad de lo que es genuino y original.

El hecho de que Satanás pueda falsificar algo, no significa que tengamos que dejar de practicar lo genuino.

Sumergidos en su Espíritu.

Nuestra alabanza y adoración hace que Dios descienda en medio De sus hijos, ¡que privilegio! Si imaginamos por un segundo Como es la alabanza y la adoración en el cielo, los ángeles, Querubines, serafines, etc., adorando a nuestro Dios incesablemente Con coros increíbles, voces angelicales, instrumentos aún Desconocidos por nosotros; sin embargo, cuando Dios escucha Nuestra alabanza y adoración, manda hacer silencio y no contento

Con eso desciende, les deja para ir a deleitarse con sus hijos, su Creación.

Así que todo lo que sentimos cuando le adoramos y todo lo que Hacemos, ya sea con nuestras voces o con el movimiento de Nuestro cuerpo Danza es para agradarle a Él; para honrarlo, Para poder expresarle cuanto le amamos. Cuando su presencia Está en medio nuestro Él sana, libera, restaura y redarguye; su sola Presencia basta para que milagros comiencen a ocurrir. Pero para Que esto ocurra, debemos anhelar esa presencia.

No podemos ser Indiferentes cuando le adoramos, nuestras bocas se deben de Abrirse, como la de esos pequeños niños cuando intentan llamar la Atención de sus padres, así también desear que su mirada que se Fije en nosotros.

La danza, con cada movimiento invita al pueblo a expresar con Libertad lo que siente por Él. No podemos sentir vergüenza de Levantar nuestras manos ante Él de postrarnos si es necesario Debemos ser sensibles a lo que el Espíritu Santo demanda de Nosotros cuando estamos en su presencia. Un ejemplo bíblico lo Encontramos lo encontramos en

2 Samuel capítulo 6:14

“Y David danzaba con toda su fuerza delante de Jehová; y estaba David vestido con un efod de lino”; y en el versículo 16: “Cuando El arca de Jehová llegó a la ciudad de David, aconteció que Mical Hija de Saúl miró desde una ventana, y vio al rey David que saltaba Y danzaba delante de Jehová; y le menospreció en su corazón”. El arca era símbolo de la presencia de Dios y David se regocijo, Literalmente, ante el. Danzaba en círculos y Mical le menosprecio.

Muchos, tal vez, hasta puedan llegar a burlarse de nosotros aun Siendo de nuestra propia familia, pero debemos tener claro para Quien danzamos. La respuesta de David ante la acusación de su Esposa fue que él danzaba delante de Jehová y para Él (2 Samuel 6:21). A nuestro Padre le agrada que le expresemos Nuestro agradecimiento y amor a Él, pues, la única manera de Agradecer todo lo que ha hecho por nosotros es a través de nuestra.

Alabanza y de nuestra obediencia, honrándole en todo cuanto Hagamos. David ha sido conocido y será recordado como Dios Dijo: un hombre con un corazón conforme al mío.

Tener el corazón de un adorador.

Para Alabar y adorar a Dios lo primero que debemos entender es el Temor de Dios, ya que este es el principio de la sabiduría, “El principio de la sabiduría es el temor de Jehová; los insensatos Desprecian la sabiduría y la enseñanza” (Proverbios 1:7).

La Palabra de Dios dice que debemos de ser adoradores en Espíritu Y verdad, tales adoradores busca Dios (Juan 4:23).

Que tengan el Conocimiento de por qué y para qué se le adora; buscando más Que un conocimiento, su revelación para dar libertad a nuestro Espíritu, trayendo primeramente gratitud que nos lleva a alabarle, Tener más conocimiento de Dios y como consecuencia la Obediencia.

Es importante tener temor de Dios, conocimiento de Su Palabra y esencial estar en una búsqueda permanente de Intimidad con Dios.

La alabanza es la primera manifestación que sale de nuestro Corazón. Esta puede surgir de diversas formas. Al principio nuestra Alabanza puede ser manifestada con lagrimas o levantando un Poco las manos, pero en la medida que le vamos conociendo y Teniendo una relación más estrecha con el Espíritu Santo, la Gratitud y el amor va creciendo cada vez más, y empezamos a Sentir que ya no cabemos en nuestro lugar, ya los brazos no pueden Llegar más arriba.

Cuando Dios ha hecho un llamado a nuestro Corazón para servirle en adoración, el corazón se no s sale y las Manos se nos mueven solas, es nuestro espíritu que clama por Libertad para adorarle como Él se lo merece, con todo nuestro ser, Con todo lo que Él nos ha dado a cada uno para adorarle.

Cuando Dios nos muestra que debemos ser adoradores en espíritu Y verdad, se refiere a seamos danzares con pleno conocimiento De lo qué estamos haciendo y para qué lo estamos haciendo, y esto Sólo puede venir de la revelación de parte de Dios a nuestro Entendimiento; podemos leer la Palabra, pero es la revelación de Dicha Palabra lo que va a darnos esa libertad para adorarle.

David al danzó con alegría al poseer el arca de Dios. Él llevaba la Presencia de Dios a su pueblo y tal conocimiento le dio libertad a Su espíritu para regocijarse y saltar de alegría ante la presencia de Dios altísimo. David se olvidó de él mismo, de su posición, de sus Ropas, de la gente que tenía a su alrededor; él danzaba y saltaba de Alegría, su espíritu se regocijaba, era un momento íntimo entre él. Y Dios. Así debe ser nuestra alabanza y adoración, un momento Íntimo entre y Él………...

Recordando el texto cuando Jacobo no soltaba al ángel hasta que lo Bendijera y era una lucha hasta que el ángel finalmente lo bendijo Nosotros debemos luchar, cuando estamos en ese momento de Intimidad con Dios, no podemos dejar pasar esa oportunidad de Estar en su presencia adorándole, exaltándole, rindiéndole gloria y Honra, no debemos permitir distracciones, debemos asirnos de su Manto, anhelar su presencia. No podemos dejar pasar la Oportunidad de ver hecha realidad su promesa “yo habito en la Alabanza de mi pueblo”

A Dios se le adora con todo nuestro ser, con o sin instrumentos, Con un corazón contristo y humillado, con regocijo, con danzas, Saltos, cánticos, ¡con todo!

La santidad de un Danzor.

Dios es el que llama, el Hijo el que redime Y el Espíritu el que santifica. La palabra dice sed santos (I Pedro 1:15-16). Como danzores de Dios, lo primero de Debemos poseer es un traje de ministracion, no me refiero a un Vestido que debemos usar, si no a una cobertura que es la que el Pueblo de Dios debe ver y que es la que debe ministrarles (Servirles), un traje de santidad. La palabra de Dios muestra la Santidad de varias formas: en los idiomas bíblicos originales las Palabras "santificar" y "santo" tienen el significado básico de Separado para Dios. Cuando la santificación es de personas (Lo que afirma que los objetos, en nuestro caso instrumentos o Armas de ministracion, deben ser santificados) hay implícito un Doble significado: que los creyentes son eternamente separados Para Dios por la redención de Cristo (He 10:10) así que los Creyentes son santos desde el momento en el que creen. Y en Cuanto a sus experiencias los creyentes están siendo santificados Por la obra del Espíritu Santo y a través de la voz de Dios (la Biblia) (Jn. 17:17; 2 Co. 3:18; 1 Ts. 23-24).

Es importante recordar que hemos sido elegidos por determinación De Dios, a estar en el ministerio de danza (Dt. 21:5; Dt. 7:6) y para Realizar una tarea especifica (2 Ts. 2:13). Esta elección y esta Santificación que Dios quiere con los que le creen, es para Obediencia del evangelio de Cristo, cosa que no es una opción, Puesto que ese es el fin y el propósito del mismo, la santificación (Dt. 30:19). Lo que nos muestra, que como danzores no podemos Ser santos solo a la hora de ministrarle al pueblo de Dios, si no que Esto es una actitud diaria y constante porque no somos danzores Solo en los servicios o danzarines solo cuando ahí una alabanza en La iglesia o en algún evento. El ser danzor es un compromiso Hecho con Dios, perpetuo y conlleva a adorar a Dios en todo Momento no solo con las danzas si no con nuestro estilo de Vida.

Por esto tratamos el tema de la santidad, porque como ministros Y sacerdocio escogido por Dios, debemos expresarnos con un Estilo de vida propio de un danzor (rindiéndole alabanza y Adoración al Rey, no solo con las danzas si no con cada movimiento o cosa que hagamos con nuestras vidas)

Ya que sabemos como la Palabra expone la santidad y cuando y Como viene a nosotros, un punto muy importante de este tema es Como aplicarla o como llegar a ser realmente santos. La santidad Implica muchos aspectos y en nuestra vida, en realidad los abarca Todos. Cuando somos santos no tenemos pecado. La santidad no Es no pecar como algunos piensan: "si no peco y soy santo". Esta Es una manera errada de pensar. El no pecar es una consecuencia De la santidad.

Si soy santo, no tengo pecado y si no tengo pecado, Me puedo acercar a Dios y el me podrá usar para la tarea de Ministrar (servir) al pueblo. La santidad es una consecuencia de Una serie de acciones y principios, y uno de ellos es el temor a Dios. Pero esto solamente, no me llevara a ser santo, por qué ¿Cómo Puedo llegar a ser santo si no se que hacer? La respuesta es simple, Alimentándonos espiritualmente con la Palabra (Dt. 8:3).

Al alimentarse de la Palabra, cada versículo, uno lo lee, lo analiza, Trata de ver como aplicarlo a su vida y con fe cree que es la voz de Dios que le esta hablando para ayudarlo a llegar a la santidad, y Para que a su debido tiempo, pueda soportar su gloria. Porque ese Es su deseo y la finalidad de la santidad. Al ser apartados para Dios, Es para estar con Él, para que podamos ver su gloria y soportarla.

Y un ejemplo claro de lo que pasa cuando no tenemos el nivel de Santidad que Dios nos demanda, lo vemos en Ex. 20:18-19. Dios Quiere que anhelemos poder habitar en su gloria y que podamos Vivirla, porque antes en el antiguo testamento, vemos que su gloria Se manifestaba en los templos, pero ahora nosotros somos el Templo viviente del Espíritu Santo (1 Co 3:16-17; Ef 2:21-22) Y ahora su gloria se ha de manifestar en nosotros, por eso el desea Que le temamos, porque sin temor a Dios no hay santidad. El Verdadero temor a Dios es ese sentimiento de respeto y amor, muy Grande que se tiene por Él, que te lleva a no pecar y donde no ahí

Pecado su presencia puede habitar y manifestarse libremente. Dios Desea que podamos habitar en su presencia y Él habita en medio De la alabanza de su pueblo y como danzares debemos de llegar A su presencia con alabanza (Sal. 95:2) y debe ser esto lo que Ministre al pueblo, la presencia de Dios reflejada en nosotros y Todo lo que esto conlleva (el gozo, la gloria, la majestad, la santidad, Y todo lo que produce la manifestación de su presencia). Y Moisés Declara esto en el versículo siguiente (Ex 20-20). Porque si le Tememos a Dios, anhelamos su gloria, y alejamos el pecado, pero Si no le tememos, le tendremos miedo a su gloria. Si queremos

Temer a Dios, guardar sus mandamientos (Ec. 12:13) y que esto Nos lleve a una vida de santidad, debemos saber como, y es allí Donde aparece el papel, de de la palabra de Dios, ¡nuestra guía!

En medio de la santidad, el temor de Dios y ministrarle al pueblo Su presencia, se encuentra uno de los factores mas importantes de Nuestra vida, no solo como danzor, si no como creyente, la fe, La cual debe ser lo suficientemente fuerte para poder soportar estas Cosas de las que hemos estado hablando asta ahora. Debemos Ejercitar nuestra fe muy a menudo (vivir por fe Hab. 2:4) y creer En la autoridad que Dios nos ha otorgado como danzores (La falta de santidad trae falta de autoridad) y creer que somos Capases de cumplir lo que el señor nos manda, porque este no Es un ministerio común, si no uno en el que realmente se Evidencia lo ilógico de Dios y lo inusual de las cosas que el señor Ha preparado para que las realicemos (1 Co. 2:9) y por no poder Vivir una vida creyendo en las cosas ilógicas de Dios y poniendo Nuestra confianza, vergüenza y hasta el temor de hacer lo que nos Mande (una vida de fe), no podremos llevar una vida de santidad. Otro factor sumamente importante no solo para una vida de Santidad, si no para el ministerio en si, es la oración. Como Danzores de Dios y como un ministerio que le alaba, la oración Debe ser otro de los pilares fundamentales. Tener una estrecha Relación con Dios, forma parte de nuestra vida tanto de fe como De santidad y como creyente de un evangelio de salvación. Y es Mediante la oración que le podemos pedir al padre que nos ayude Y nos de fuerza para poder alcanzar, comenzar y mantener una Vida de santidad (Lc. 11:9-10). Y de esta misma manera es como Nos revela los planes y cosas que nos tiene preparados en todos los Aspectos, tanto a nivel de ministerial, como en nuestra vida diaria (Recordando que nuestra vida como danzor, debe ser de completa Alabanza para Él)

Y para concluir, lo importante para Dios es nuestro corazón y el Anhelo que tengamos por Él y por alabar su nombre, por eso Él Busca la santidad real, no el simple hecho de no pecar sin siquiera Saber porque lo hago, el quiere una santidad y alabanza de corazón, porque así podremos tener una vida como Jesús, y es importante Que hagamos esto porque, nosotros reflejamos a Cristo con Nuestro testimonio, por eso "Si queremos que Dios se vea santo, Como en realidad lo es, debemos nosotros ser santos" porque como Ya les dije, nuestra labor no termina al terminar un servicio, Debemos de ministrarle al pueblo en todo momento con nuestro Traje de santidad siempre puesto.

Danzores de Pacto.

La falta de santidad disminuye esa autoridad tan especial que el Señor nos da para ministrar el pueblo, enseñarle, cubrirle en Oración, echar fuera demonios y romper las cadenas que los Oprimen. El Espíritu Santo es el que hace la obra a través de Nosotros; si no estamos limpios y rectos delante de Dios Él no se Manifestará a través de nosotros, así de simple, Dios no hace la Obra si no tenemos el nivel de santidad que Él demanda de sus Sacerdotes; y si tratamos de hacer la obra en nuestras fuerzas, sin La guía del Espíritu, lo más probable es que seamos obstáculo para Los demás y toda la ministracion se ve afectada o simplemente se Detiene la obra de Dios, por el pecado de una persona.

Esta ausencia de santidad en un ministerio trae consecuencias, Porque el ministerio es un equipo y si uno está mal, todos están Mal, ya que este no permite el fluir del Espíritu, para el mismo Ministerio y para la congregación. Estas puede ser: apatía, Estancamiento, falta de una real ministracion por parte de Dios al Pueblo, las personas nuevas no son tocadas por Él y esto puede Causar que no vuelvan… y así como estas, son infinitas las Posibilidades de lo que puede pasar al verse interferida la obra de Dios en las personas y en el ministerio.

Al santificar y poner el ministerio en las manos de Dios, esto se Erradica completamente. Los que están en santidad no tienen Problema para seguir avanzar y absolutamente nada ni nadie van a Impedir que hagan la obra que el Señor les ha encomendado Génesis 17:1 y Josué 5). En realidad la edad, la cantidad de años Que tienes en el evangelio, la experiencia que has adquirido, Ninguna de estas cosas es relevante. Para ver a Dios de una Manera diferente, poderoso en gloria y viendo su mano y Misericordia en cada momento, hay que andar delante de Él en Perfección (cuya traducción literal es: recto o sincero.

La multiplicación física y espiritual viene luego del pacto con Dios, Este es un principio que nos enseña la palabra. En el versículo 3 Dice que Abram se postró sobre su rostro y Dios habló con él. Lo Que demuestra que para poder comunicarse con Dios él primero Se humillo. Otro caso como este, lo encontramos en Isaías 6, Dios No habló al profeta sino hasta que él dijo: ¡ay de mí!, reconoció su Pecado y se humilló delante de su presencia. Para poder llegar ha Tener una comunicación excelente con Dios y que Él hable a Nuestras vidas, lo primero que debemos de hacer es humillarnos, Y así Él hablarnos.

Cuando hay una real santificación, el ministerio avanza, crece, no Se frena la obra y por medio de los danzores el Señor hace Maravillas a su pueblo. Mateo 5:8, lo dic e todo. Una de las cosas Importantes por las que debe estar un danzor en santidad es que Para que Dios se vea santo; la santidad de Dios se ve reflejada a Través de nosotros.

Si sólo uno de los danzores no guarda un Testimonio de santidad, el pueblo simplemente cierra su corazón, Todo el ministerio se ve mal. El pecado no es de un danzor, sino De los danzores. Un ministerio es una parte del cuerpo de Cristo, Y si una pequeña parte esta mal, todo se ve afectado. No se predica Un Dios santo si el grupo no se ve santo y, simplemente, son Dañados y retrasados los planes de Dios con su pueblo, y en vez de Ser de bendición al pueblo, que es para lo que hemos sido Llamados, somos piedra de tropiezo.

Es importantísimo que en todo Prediquemos con nuestro testimonio de que Dios es nuestro Señor Y que todo lo que hacemos es para su gloria y honra.

Hasta el versículo 9, Dios le habla a Abraham de las bendiciones (Las multitudes), pero siempre poniendo claro el hecho de que Para que venga la bendición, él debía guardar el pacto. Es Importante aclarar, que para levantar un reino (ministerio) para el Señor debe basarse en la santidad y esta no es una opción, pues sin Santidad el ministerio simplemente no se levanta (comparar los Versículo 10-11 con Jeremías 4:4).

La señal de pacto entre Dios Y Noé fue un arco iris (Gen. 9:13). Noé no tenía responsabilidad Alguna de esta señal, pero la señal de pacto de Dios con Abraham, La circuncisión, sólo se hace efectiva por la obediencia voluntaria Del hombre.

Con el pacto Dios trata varios puntos con el hombre: La Responsabilidad del hombre al aceptar la soberanía y supremacía De Dios. La fe en la palabra de Dios (Rom. 4:11-12). Un estado Constante de humillación y alabanza a Dios, puesto que la Circuncisión es para Él. Este pacto de Abraham es muy importante, Pero como nos encontramos en una época (dispensación) Diferente, no debemos hablar de una circuncisión física, debemos Ir un poco más allá.

En Génesis 17 a partir del versículo 10, Dios literalmente comienza

A apretar, a poner los puntos claros y a decir que no es algo fácil lo Que hay que hacer y extiende su pacto; ya no sólo con Abraham, Sino también a todo varón que se encuentre entre ellos. Lo que nos Demuestra como la santificación no ha de ser de una sola persona, Sino de todo el ministerio. Cuando se hace pacto con Dios, todos Los integrantes del ministerio deben guardar la santidad que el Pacto demanda.

Otro punto importante es que al realizar un pacto Con Dios, es para acercarnos más a Él, para crecer espiritualmente, Para capacitarnos… etc. Un pacto con Dios nos lleva a otro nivel Espiritual, y este asenso espiritual que sufrimos requiere también.

De un asenso en el nivel de santidad, porque si no guardamos Santidad que Dios demanda, no podemos permanecer en ese nivel Espiritual al cual ascendimos. (2 Crónicas 34: 31-33; Josué 5:1-9).

Indiscutiblemente la santidad tiene un precio. ¿Estamos dispuestos A pagarlo? El precio es alto y varía de acuerdo a cada persona, Pero una cosa si es cierta, sin santidad no hay autoridad, sin Autoridad no se puede ministrar y el pueblo paga por eso. Es impresionante como si una parte del cuerpo de Cristo no Funciona en armonía, todo el cuerpo se ve afectado.

¿De que le Sirve a Dios que el líder del ministerio sea totalmente santo si sus Discípulos, los integrantes del ministerio, no son santos? El Versículo 11 nos enseña que la circuncisión es la señal del pacto, Pero si no hay señal no hay pacto. Si no tenemos la intención de Purificarnos, de quitar de nosotros la carne que no necesitamos, Las ganas de cambiar, no hay pacto.

Como este es un ministerio que está compuesto mayormente por Jóvenes, vamos a abordar un poco el tema desde ese punto de Vista. Los ministros que escuchan música secular, ven programas De TV que en realidad no edifican ni enseñan nada bueno, Programas obscenos, que se usa un lenguaje grosero y lo que se Vende es a través del sexo (desgraciadamente esa es la realidad de Lo que se ve ahora por televisión y los medios de comunicación), Contamina contaminan su mente y pierden la autoridad de poder ir A danzar para ministrar al pueblo, porque sus pensamientos ya no

Puros o pensamientos de Dios; lo que en su mente se encuentra le Impide al Espíritu manifestarse y ministrar a través de esa persona.

La Palabra nos enseña que el que sabe lo bueno y no lo hace, es Pecador. Debemos recordando la historia de Hechos 5, donde Ananías mintió al Espíritu Santo por lo del dinero y como Consecuencia, murieron él y su esposa. 2000 años después, Parece que queremos cambiar esa enseñanza. No debemos olvidar Ni lo bueno ni lo severo de Dios.

El Versículo 13 menciona que el Pacto debe ser en vuestra carne, tiene que ser algo que nos marque Perpetuamente. En el versículo 12 dice que todo aquel que tenga Ya 8 días a de ser circuncidado, es decir, que hasta los bebes Espirituales hay que hablarles de la santidad. Con todo esto no Quiero que malinterpreten lo que el Señor esta hablando y me ha Enseñado, y se comience a señalar a los pecadores y a desterrarlos.

Por supuesto que no, como hijos de Dios y como sacerdocio Escogido, a estas personas hemos de llevarles una palabra de Aliento y amor.

El final del versículo 12 y el principio del 13 demuestran que todos, Aun los más pequeños espirituales y los pecadores deben aprender A vivir en santidad. El versículo 14 y Juan 15:22.Si simplemente Alguien no quiere guardar el pacto, mantener la santidad que Demanda el Señor, por mediación divina dejará el ministerio.

Como Dice la palabra, en verdad ya no hay excusa para el pecado. Somos Siervos y ministros del Señor, debemos entregarle nuestras vidas a Él en santidad como forma de alabanza, para que podamos servir y Ministrar al pueblo en la forma que Dios desea.

Tenemos un Dios que demanda mucho y las cosas que demanda De cada uno de nosotros, sus ministros, no son fáciles; pero las Bendiciones son inmensamente maravillosas. Toda esta Conversación de Abraham con Dios y la oportunidad de hacer Pacto, vino primero que todo porque Abraham se acercó a Dios y Tuvo un devocional intenso. Cuando buscamos de la presencia de Dios y nos acercamos más a Él, nos alejaremos cada vez más del Pecado.

Principio importante Más presencia de Dios menos Pecado Menos presencia de Dios mas pecado Este pacto se dio Porque Abraham tuvo una buena intimidad con Dios. El Versículo 23 señala aquel mismo día circuncidó a todo varón que había en su Casa, desde su hijo Ismael y cada criado, como Dios le había dicho.

El pacto da Abraham n fue algo emocional, él obedeció Inmediatamente los estatutos que Dios le acababa de dar. Tanta Fue la obediencia de Abraham, que sin importar la edad que tenia, El primero en circuncidarse fue él. Sólo imaginen, él fue el ejemplo, Él comenzó haciéndolo y demostrando que si se podía hacer; Aunque doliera, aunque sangrara, aunque no hubiese ni siquiera Anestesia, él dio el ejemplo de vida para los demás.

Si Abraham Pudo, ¿por qué no hemos de nosotros poder demostrarle al mundo Que si se puede? Definitivamente, la gente hace lo que tú haces no Lo que dices. Al final en el versículo 27 cuando se limpiaron, Estaban preparados para las naciones. Cuando nos limpiemos Estaremos listos para ministrar a Dios y cumplir cualquier obra o Misión que nos tenga preparada.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada