Bienvenidos a Nuestra Pagina!
Ministerio De Danza Darak

jueves, 11 de febrero de 2010

Características bíblicas de las danzas

Características bíblicas de las danzas.

Del análisis de los textos bíblicos surgen claramente dos Características del baile o la danza tal como la practicaban los Israelitas en tiempos del Antiguo Testamento.

En primer lugar, nunca bailaban en grupos mixtos. Danzaban Las mujeres solas (Éxo. 15:20; Juec. 21:21, 23; 1 Sam. 18:6, 7; 21: 11, 29:5); O la hija de Jefté sola (Juec. 11:34); o David solo (2 Sam. 6:14, 16, 21; 1 Crón. 15:29); pero nunca en grupos Mixtos.

La única excepción se encuentra en Éxodo 32:17-19, Donde Moisés dice que el culto al becerro de oro estaba Acompañado de cantos (que de lejos padecían A alaridos de pelea) Y danzas. Los israelitas habían aprendido a rendir este tipo de culto En Egipto, donde s adoraba al buey Apis, que representaba a Osiris, el dios Sol.

El baile que usaban los egipcios en la adoración Al buey Apis era indecente y sensual, e iba acompañado del más Grosero libertinaje. Con los sentidos embotados por la ingestión de Bebidas alcohólicas (Exo. 32:6), los israelitas se entregaron a una Orgía desenfrenada. Dios la sintetizó diciendo que el pueblo se Había corrompido (v. 7). La palabra traducida corrompido es la Misma que se utiliza en Génesis 6:12 para describir la condición Del mundo antediluviano.

A Toda carne había corrompido su Camino sobre la tierra. Evidentemente el Señor tenía sobrados Motivos para desaprobar enérgicamente este único caso que se Registra en la Biblia de un baile realizado por hombres y mujeres Juntos. En todas las otras referencias bíblicas, el baile o la danza Era realizada por un solo sexo.

En segundo lugar, el baile o la danza de los israelitas no se Realizaba como una diversión sensual sino como una expresión De gozo o una manifestación de alabanza y adoración a Dios. En Contraste con el baile desenfrenado que practicaban las naciones Vecinas como parte de sus cultos idólatras, la danza de los Israelitas no era pasional ni licenciosa. No existe pasaje bíblico que Insinúe una connotación sexual para la danza.

Si ese hubiera Sido el caso, se encontrarían alusiones a la danza en el Cantar de Los Cantares; pero en este libro el baile o la danza no se mencionan Ni siquiera una vez. Por otro lado, hay suficientes indicaciones en Cuanto a la forma como se bailaba o danzaba en Israel como para Descartar completamente todo propósito lujurioso.

Las palabras Hebreas dan la idea de saltos y movimientos circulares, sea en Rondas o en forma individual, o como parte de las procesiones Religiosas. Tampoco hay referencias a bailes realizados de noche, Sino de día y al aire libre. Además el atuendo de los participantes Consistía normalmente de túnicas largas y sueltas, que no llamaban La atención a las formas del cuerpo.

Por todas estas características, entonces, es evidente que el Baile o la danza de los tiempos bíblicos no era una diversión Licenciosa. El único caso de baile excitante y sensual mencionado En la Biblia es el de la hija de Herodías, quien danzó Seductoramente para el rey Herodes y sus huéspedes en el día de Su cumpleaños (Mat. 14:6; Mar. 6:22). De hecho, no es éste un

Ejemplo digno de imitar, pues tuvo como consecuencia inmediata La muerte de Juan el Bautista.

Si los tiempos cambiaron, ¿no deberían cambiar los principios? ¿Justifica que los cristianos del siglo XX participen de los bailes? Por lo ya expuesto

Podemos contestar simplemente que NO.

Pero alguien podría preguntar: ¿No podríamos hacer bailes Religiosos, como en los tiempos del Antiguo Testamento? La Respuesta nuevamente es negativa, por varias razones. En primer Lugar, porque vivimos en una cultura diferente que la del Antiguo Testamento.

Aunque el ser humano tiene las mismas emociones y Sentimientos en todas las culturas, la forma de expresar esas Emociones o sentimientos varía entre una cultura y otra.

Las Diferencias culturales se ven en todos los aspectos de la vida. Los Principios que rigen la vida del creyente y su adoración son Universales, pero la forma de aplicarlos varía. Por ejemplo, los hebreos manifestaban reverencia ante la presencia de Dios Quitándose los zapatos, cosa que en nuestra cultura se considera Una grave falta de reverencia y de respeto. Otro ejemplo es la Exteriorización de tristeza y arrepentimiento, que los israelitas Indicaban rasgando sus vestidos y colocando ceniza sobre sus Cabezas, lo que en nuestra cultura sería visto casi como una Expresión de desequilibrio mental.

Una diferencia similar ocurre En relación con el baile y la danza, que para la mentalidad israelita Tenía un sentido muy diferente al que tiene en la sociedad Con- temporánea occidental.

Hay otras razones. Mientras que la danza se relaciona con el Culto más de una vez en el Antiguo Testamento, no ocurre lo Mismo en el Nuevo Testamento, que no contiene ninguna Referencia al baile como parte de la adoración. El baile se menciona Solamente en los tres primeros Evangelios, y está totalmente Ausente del resto del Nuevo Testamento.

Los apóstoles se Refirieron a la organización de la iglesia y la forma de realizar el Culto, incluyendo el canto, la oración la predicación y la Cena del Señor, pero no dijeron ni una palabra acerca de la danza como Parte integrante del culto. El baile o la danza tampoco se Mencionan al describir la tierra nueva ni al detallar la adoración Futura de los redimidos en el cielo.

Orientaciones del espíritu de profecía.

A pesar de esto, a principios de nuestro siglo hubo un grupo De creyentes que procuraron introducir el baile en el culto.

Elena de White escribió que las reuniones de este grupo se Realizaban con mucha excitación, con ruidos y confusión, Mientras muchos de los presentes saltaban, danzaban y gritaban Inmediatamente, el la presentó en

El nombre del Señor un reproche contra esas manifestaciones, y Advirtió: A esas mismas cosas que habéis explicado que ocurrían En Indiana, el Señor me ha mostrado que volverían a ocurrir Justamente antes de la terminación del tiempo de gracia.

Se manifestará toda clase de cosas extrañas. Habrá vocerío Acompañado de tambores, música y danza. . . Y a esto consideran Como la actuación del Espíritu Santo. El Espíritu Santo nunca se Manifiesta en esa forma. . . Y agregó: No debería estimularse esta Clase de culto.

Al aplicar el principio basado en Filipenses 4:8 y su contexto Al baile secular de nuestros días, es evidente que no podemos Aceptarlo como una recreación apropiada para un cristiano.

No es Una actividad pura y de buen nombre, dado que busca Esencialmente la excitación sexual mediante el contacto físico y Movimientos insinuantes y provocativos. De esta forma, el baile Abre la puerta para quebrantar el límite señalado por Dios en Cuanto al sexo para el bien de sus hijos.

A La diversión del baile, como se practica actualmente, es Una escuela de depravación, una terrible maldición para la Sociedad.

Al considerar por qué un cristiano debe mantenerse puro, a Veces se puede caer en el error de pensar que hay que evitar la Inmoralidad; solamente porque Dios la prohibió. Por supuesto que Esto es cierto, pero es necesario entender la razón por la cual el Señor la negó.

Por un lado, porque sabe que la inmoralidad es Terriblemente destructiva para el creyente. Por otro lado, porque la Impureza moral nos impide tener comunión plena con el. De ahí Que no obedezcamos el mandamiento solamente para evitar el Castigo de la muerte eterna sino, además, y por encima de todo, Porque al haber aceptado a Cristo nos unimos a el y comenzamos A vivir en estrecho compañerismo con él (1 Cor.6:17).

La orden bíblica de huir de la fornicación (1 Cor. 6:18) significa Abstenerse de todo lo que induce a la inmoralidad. Huir en este Caso no es evidencia de cobardía, sino de valentía y fidelidad a Dios. Nos cuesta huir de la tentación porque nos atrae, pero También porque tememos al ridículo y nos da vergüenza ser Diferentes. Al entregarnos a Cristo como nuestro Salvador, el Señor hace en nosotros lo que nosotros no podemos hacer.

Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, De amor y de dominio propio (2 Tim. 1:7).

Como se debe formar un ministerio.

Dios siempre levanta al líder que dirigirá, a los líderes de apoyo y Los miembros del ministerio; para ello debe haber sujeción Absoluta al pastor, sin su aprobación no se puede levantar un Ministerio, aún cuando tengamos el sentir o el llamado de Dios.

Es esencial la oración e integridad, tanto del líder como de los Miembros, pues Dios será quien irá añadiendo cada miembro, Pueden ser muchos los que quieran integrarse, pero será Él quien Elija, por eso hay que estar en una comunicación constante con el Altísimo.

Ya dentro del ministerio, es muy importante que sean Instruidos en la Palabra antes de ministrar, eso va a llevar un Tiempo (tiempo que permitirá al líder darse cuenta de sus frutos, de Su carácter y de la motivación de su corazón) El danzor Debe Tener un corazón moldeable humilde y obediente.

Es importante, que una vez que se haya iniciado el ministerio, Tener juntos un tiempo de enseñanza, oración y ensayo Preparación física). En este tiempo el grupo debe luchar por Aplicar cada principio que esta aprendiendo, para que Dios obre en Sus corazones.

No es fácil ir venciendo nuestra naturaleza Vanidosa, egocéntrica, temerosa e insegura, pero si estamos claros Que Dios está interesado en moldear nuestro carácter, sabemos Que todo obstáculo o adversidad serán para que nuestro corazón Sea transformado para su servicio, hasta llegar a ser a la estatura Del varón perfecto que es Jesucristo. Debemos permitir que Dios Quite todo lo que estorba. Debemos luchar cada día por morir al “yo”, buscando anhelante su rostro y hacer su voluntad; esas son Características de un danzor que anhela su presencia y esto Requiere un esfuerzo.

La responsabilidad, la puntualidad, el compromiso y la actitud ante La exhortación, revelará al líder el carácter y la disposición del Danzor; por tal motivo se debe hacer gran hincapié en ello, pues Esto es importante para formar danzores responsables y de Excelencia, que servir al Señor con honra como Él se lo merece.

Dentro del grupo es vital ir descubriendo los dones y aptitudes de Cada miembro. Cada uno tiene que desarrollar la función a la que Ha sido llamado, independientemente de la danza. Por ejemplo, Algunos tendrán la intersección, otros tendrán el discernimiento Para crear los trajes e instrumentos dados por el Señor, etc.; no se Debe olvidar que son un equipo y que todos se necesitan Mutuamente, pues en la unidad está la victoria.

Habilidad de llevar la administración, otros Formarán parte de la El grupo debe reconocer la importancia de que su llamado es Divino y no de hombres. Por lo cual se debe caminar en santidad Dentro y fuera de la congregación, y la comunión intima con el Espíritu Santo debe ser la meta diaria para hacer su voluntad, esto es un Honor y un gran privilegio.

Dios dará al líder la visión y las pautas a seguir. Los demás Miembros aportan ideas, participan al líder sus opiniones, palabras Proféticas e inclusive sueños, pero cada miembro debe tener claro Que las decisiones serán tomadas por el líder; pues Dios respalda Su llamado y su posición ante el grupo, y es Dios el que confirmará En su corazón que debe hacer; aunque se equivoque, Dios será el Que trate directamente con él, así que los miembros no deben Molestarse; la actitud correcta es orar en amor y pedirle a Dios que Obre y, por ningún motivo , guardar rencor o resentimiento, pues esto detendrá el fluir del Espíritu en su vida y en el grupo, dándole cabida al enemigo.

Siempre se debe dar libertad al Espíritu, pero con orden. Dios es Un Dios de orden, la libertad que viene del Espíritu debemos Cuidar que no sea confundida con nuestras emociones, por eso el Estar atentos al líder cuidará que no halla confusiones.

Recuerde Que toda autoridad es puesta por Dios; la gloria es de Dios y para Dios. Nadie es indispensable para que la obra de Dios se haga. El Mover profético nadie lo puede detener, por ello es importante que Cada miembro entienda que tiene una función específica e Importante en el grupo. Dios no hace acepción de personas, Él no Ve la habilidad sino el corazón del hombre, ahí es donde cada día Debe permitir que Dios lo moldee.


0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada